Goes G 125 M: Razón de precio

Aceites castrol

Publicado el 03/02/2010


Vota

0 0

Goes se presenta en el segmento de los ruedas altas convalidados con el nuevo G 125 M. Un asequible scooter, sin grandes lujos, que argumenta una interesante razón de peso para captar clientes, su precio.

Goes G 125 M: Razón de precio

Tras presentarnos su económico G 125 L, Goes continúa su andadura es nuestro país, esta vez con un scooter perteneciente a la categoría de ruedas altas. Con el nuevo G 125 M, la firma con sede en Francia mantiene su apuesta por vehículos de equipamiento sencillo a un precio muy bajo. Como suele ser habitual en estos casos, esto se debe a que, en realidad, los scooters Goes proceden de la República Popular China y, dado el bajo coste de fabricación en este país, la marca gala puede ajustar tantísimo su precio final. Por 1.849 euros, el Goes G 125 M es uno de lo ruedas altas más económicos del mercado.

Con lo justo

Goes G 125 M: Razón de precio

En el G 125 M no disfrutaremos de grandes lujos, aunque desde luego tampoco nos faltará de nada. Su equipamiento de serie está a la altura de la competencia; además, su diseño le confiere argumentos de gran importancia en este tipo de scooters, como la plataforma plana (especialmente amplia) que, junto con el gancho que hay tras el escudo, nos facilitará el transporte de objetos de gran tamaño.

Bajo el asiento no encontraremos el habitual cofre para el casco. De hecho, lo único que hallaremos será un pequeñísimo espacio para los papeles del scooter o unas herramientas y el depósito de gasolina, de nueve litros de capacidad.

Para compensar esta importante carencia, Goes ha dotado el G 125 M con un baúl posterior de serie que tiene espacio de sobras para dar cabida a un casco de tipo integral.

Al mismo tiempo, el G 125 M posee una guantera con cerradura que ocupa prácticamente la totalidad del contraescudo. Como podéis imaginar, su capacidad es excelente, ya que dispone de dos espacios, muy profundos, que incluso pueden alojar un pequeño mono de agua.

El cuadro de instrumentos es muy sencillo. Se compone de tres esferas en las que se han incorporado, de izquierda a derecha, un cuentavueltas, el velocímetro y el indicador de nivel de gasolina. Junto a ellas, un reloj horario digital (muy visible) y un par de testigos de luce largas y, como nota sorprendente, un testigo de luz de frenada...

Otro elemento de serie destacable es el pequeño parabrisas situado en el manillar. Por carretera, su efectividad es un poco justa, pero en ciudad, su medio natural, cumplirá su función desviando el aire que va directo al pecho y al cuello.

Ciudadano

Goes G 125 M: Razón de precio

La posición de conducción es muy natural; el G 125 M es un scooter de buenas dimensiones, por lo que no deberemos tener problemas de espacio. La plataforma es muy grande y el manillar, colocado a buena altura, no interferirá con nuestras rodillas al girar y mantendrá los brazos en un perfecto ángulo recto.

El asiento es lo suficientemente grande para circulara a dúo. Además, el acompañante dispone de unas estriberas abatibles de aluminio bien colocadas y unas asas integradas en la parrilla portabultos de buena ergonomía. Al mismo tiempo, el baúl actuará como respaldo, por lo que también se ha incorporado un pequeño apoyo de espuma que nos hará circular todavía más a gusto.

Un punto que se podría mejorar es el duro mullido del asiento que, tras muchos kilómetros sobre él, puede llegar a ser un tanto incómodo. Por otro lado, el tapizado es un poco resbaladizo, por lo que habrá que estar atentos –sobre todo en las frenadas– para no deslizarnos hacia en manillar.

Por diseño y prestaciones, el Goes G 125 M es un scooter casi exclusivamente urbano. Su mecánica (monocilíndrico 4T aire SOHC 2V) es muy dócil, acelera y recupera con mucha suavidad, y en cuanto a su velocidad punta, raras veces veremos que la aguja del velocímetros supere los 100 km/h. Por el contrario, posee una finura de funcionamiento más que aceptable y es por ello que el ruedas altas de Goes donde más a gusto se siente es en ciudad. Entre el tráfico disimula sus discretas prestaciones y, gracias a sus estrecha carrocería y buen radio de giro, nos compensa con su aceptable agilidad.

Las suspensiones (horquilla convencional y doble amortiguador hidráulico) llegan de serie con un reglaje bastante duro; su escaso recorrido y discreta labor de hidráulico nos obligan a estar atentos al asfalto y en caso de encontrarnos un bache muy profundo, intentar esquivarlo. A pesar de ello contribuyen de forma importante a la estabilidad general, sin duda, uno de sus principales argumentos dinámicos.

Muy discreto

Goes G 125 M: Razón de precio

En general, la parte ciclo se comporta con toda corrección; el motor no le exige mucho, por lo que no habrá inconvenientes ni en cuanto a suspensión ni a chasis.

En frenada tampoco se ha tenido que invertir mucho, aunque a pesar de ello Goes ha creído necesario incluir dos discos con sus correspondientes pinzas de dos pistones (opuestos delante y paralelos detrás). La potencia es un tanto justa en ambos dispositivos, ya que no tienen todo el mordiente que cabría esperar, así que es aconsejable que guardemos un buen margen de seguridad en las frenadas. Lo que resulta un poco molesto es la excesiva dureza y el escaso recorrido de ambas levas de freno, tienen un tacto prácticamente inexistente y nos obligan a presionarlas con toda la mano para extraer el mejor rendimiento posible.

Como ya hemos dicho, su estabilidad será su mejor arma en lo que se refiere a su funcionamiento, ya sea a máxima o baja velocidad, el G 125 M se mantiene firme y sin problemas sobre sus llantas y neumáticos (de 100/80 x 16 y 120/80 x 16). Las gomas son unas Duro que, en circunstancias normales, no deben darnos ningún problema. Su compuesto, como su propio nombre indica, es un poco duro, y su comportamiento, algo deslizante en frío y sobre asfalto mojado, pero disfruta de una gran durabilidad.

A pesar de sus limitaciones, el G 125 M puede ser un excelente medio de transporte y una muy efectiva herramienta de trabajo. Puede que no tenga la calidad de acabados y diseño de última hornada como algunos de sus oponentes, pero con un precio de tan sólo 1.849 euros, Goes tampoco pretende engañar a nadie. No deja de ser un ruedas altas económico, por lo que si queremos un modelos más lujosos y más equipados, podremos escoger otras alternativas, aunque, eso sí, también tendremos que rascarnos un poco más el bolsillo.

Sus rivales

Goes G 125 M: Iluminación justita

Además de infinidad de modelos procedentes de China, el G 125 M se va a tener que ver las caras con scooters de primeras marcas como Piaggio y Aprilia o con fabricantes taiwaneses de reputación como Kymco y SYM. Ante ellos, su principal arma será su precio, que, tras el lanzamiento del Agility City 125, se ha visto relegado al segundo puesto de los más económicos.

Kymco Agility City 125 1.699 euros
Goes G 125 M 1.849 euros
Keeway Outlook 125 1.999 euros
Kymco People S 125 1.999 euros
Aprilia Sportcity One 125 2.299 euros
Piaggio Liberty 125 2.299 euros
SYM HD 125 2.299 euros
Piaggio Liberty 125 S 2.399 euros


J. Hernández
Fotos: Xavier Pladellorens/S. Díaz (estudio)

La alternativa

Prueba Suzuki Burgman 125 ABS

Tras los cambios estéticos celebrados por la versión 2014, la Burgman 125 recibe un ABS optativo que lo hace todavía mas funcional... y seguro.

 

Comentarios

Sé el primero en comentar

Añadir un comentario

  • *No se mostrará
    • Introduce las palabras
    Generar otra imagen

×

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras condiciones legales, sección "5.8 Cookies e IPs"

×

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras condiciones legales, sección "5.8 Cookies e IPs"