Nueva Yamaha XT 1200 ZE Super Ténéré: Más versátil 2012


Vota

0 0

La Yamaha XT 1200 Z, y con ella la versión ZE presentada en Nápoles que tuvimos a disposición de Motofan, recibe unos interesantes cambios que la mejoran notablemente dándole una aún mayor versatilidad: la gran aportación a la ZE -dado que la Z “standard” carece de él-, es un sistema de suspensiones regulables electrónicamente por el conductor mediante un pulsador …

La XT 1200 Super Ténéré se ha ganado justa fama entre las maxi trail como moto noble y sumamente versátil. Sus mejores cualidades eran ya su comportamiento homogéneo, su gran capacidad como moto turística de largos y “complicados” viajes, y una fiabilidad a toda prueba… sin olvidar una estética realmente atractiva. Esta Yamaha era un verdadero “top” en confort, pero ante todo destacaba especialmente en uso off-road… Ahora, en versión 2014, lo hace todavía más al poder adaptar los tarados de su amortiguación a todo tipo de terrenos, estilos de conducción o condiciones de carga con y sin pasajero.

Para ello se la ha mejorado en sus cualidades “touring”, también en su comportamiento en conducción animada, su instrumentación, y en su respuesta motor… Es ahora 4 kilos más ligera, y su zona posterior, a la zaga de su asiento –ahora con un diseño con tres zonas diferenciadas y un protector rediseñado del escape- es más compacta. 

Veamos primero las mejoras que comparten ambas versiones, la Z “standard” y la ZE “electrónica”. En primer lugar, ambas versiones equipan un “cruise control” que permite “regular” electrónicamente la velocidad de crucero -para evitar multas- o conseguir el mejor rendimiento en cuanto a eficiencia energética. Deriva directamente del estrenado en la FJR 1300… y resulta muy fácil de manejar, puesto que cuenta con dos botones colocados bien a mano. Por supuesto, se desconecta al más mínimo toque a acelerador o frenos…

También se ha variado el diseño de la carrocería justo por debajo del doble faro, lo que reduce el ruido de marcha y mejora los flujos aerodinámicos. La gran mejora a este nivel es, sin embargo, la nueva pantalla, ahora regulable manualmente en varias posiciones. La más alta y protectora de las 4 supera en 60 mm la menos elevada… Justo a su rebufo, y por encima del nuevo cuadro de instrumentos, se halla una barra de aluminio dispuesta a aceptar todo tipo de instrumentos de navegación para no errar el rumbo. La Z carece del asa agarra-manos para el pasajero, y monta una cinta sobre el asiento.

El cuadro de mandos es de mayor tamaño, y está igualmente inspirado en el de la FJR 1300. Ahora el manejo de todas y cada una de sus indicaciones se realiza desde las piñas de conmutadores. Incorpora un indicador de marcha engranada además de nuevos testigos dispuestos en el display digital multifuncional situado en el lado derecho…

Otras pequeñas modificaciones son los nuevos intermitentes tipo led, de talla más reducida y estilizada, la pata de cabra ahora de aluminio –cuyo diseño obliga por cierto a disponerla subiendo primero el estribo izquierdo con la bota para poder “engancharlo” con ella- los nuevos retrovisores idénticos a los vistos en las MT-07 y MT-09, más finos, y un manillar cuyas torretas lo suben 1 cm hacia el conductor en vistas a dejar espacio en la parte superior de las barras para las conexiones eléctricas de la suspensión “electrónica”.

La Super Ténéré 2014 es, pues, y nos lo demostró en un bello recorrido por los alrededores de Sorrento -la patria del limoncello-, todavía más super: incrementa su potencia ligeramente, desde 110 CV a 112 a 7.150 rpm, y también el par, que pasa de 114 Nm a 117 Nm a 6.000 vueltas… Las mejoras intervienen en la culata –válvulas- mapping, aros…- de modo que la moto reduce vibraciones, tiene una respuesta más suave –igual que el cambio- y supera sus prestaciones… Ello no cambia en absoluto, sin embargo, su posición entre las maxi trail: la XT1200 sigue siendo una moto más relativamente sosegada que provocadora…

Desde luego, no es una moto lenta, puesto que entendemos que en punta superará sin problemas los 210 km/h, de modo que sus cruceros en carretera abierta siempre serán todo lo consistentes que te apetezca. Con sus 23 litros de capacidad, su autonomía será igualmente alta.

Aún ciertas, repetimos, estas mejoras en la mecánica no son tan destacables –y por ello acentuamos aquí de nuevo a la versión ZE por encima de la Z o normal- como lo son las nuevas suspensiones “por chip”. Dado que la moto recorrerá sin descanso todo tipo de carreteras y pistas, con la Super Téneré podrás ahora, mediante un simple toque al botón correspondiente, adaptar inmediatamente sus tarados a un uso con pasajero, a usarla con equipaje.. y también ponerla a las órdenes del estilo de conducción del piloto, a su ánimo, o a las condiciones del terreno…

Además de los dos modos de motor –el Touring se mostró perfectamente adaptado a la torrencial lluvia que cayó sobre los periodistas invitados a una presentación que discurrió por los acantilados de la costa amalfitana (al sur de Nápoles y a los pies del Vesubio)- puesto que es mucho más suave que el Sport-, el SCU o Suspension Central Unit es capaz de cambiar “mediante un motorcito” la precarga posterior del monoamortiguador KYB. El sistema también cambia el tarado de “extensión” y “compresión” en tres posiciones a partir de las citadas de partida –Solo, Solo + equipaje, Duo y Duo con equipaje- en tres settings para cada uno de los reglajes –Hard, Touring y Soft-… 

Con ello, la moto se muestra siempre y en todo lugar más a gusto, de modo que en conducción “sport” ofrece un dinamismo menos afectado por el gran peso y tamaño de una moto de este tipo -254 kg en seco…- Aunque desde luego un servidor nunca calificaría a la Super Ténéré como de “trail deportiva” –si la comparamos a otras rivales como la Triumph Explorer, la KTM Adventure, o incluso la referencia BMW R1200GS “de agua”-, sí excele como siempre, y ahora todavía más, en uso off-road.

Es en este ámbito que su comportamiento de parte ciclo noble y equilibrado –favorecido en los pasajes más angostos y complicados por una altura de asiento relativamente reducida y que además es regulable entre 845 y 870 mm-, sus suspensiones suaves una vez reguladas en el modo adecuado, y una respuesta de motor siempre musculosa, pero jamás belicosa o agresora al abrir gas, hacen a esta Yamaha –para algunos sorprendentemente, pero no para mi que he podido compararla en todo tipo de terrenos con las rivales citadas antes- la mejor de las maxitrail en terreno roto y deslizante.

Es cierto que, aclaremos, la XT no se halla especialmente a gusto en conducción sport. Ni su motor, que carece de unos altos de potencia significativa o de una alegría a la hora de subir de régimen que pueda calificarse de apasionada, ni su carácter de parte ciclo –la calificaríamos más de sosegada que de valiente a la hora de encarar una carretera muy virada- la hacen una moto muy –ejem- divertida. En este sentido, aún pudiéndose asimilar su diseño –bicilíndrico paralelo, 1.190 cc, 112 CV- al de las últimas generaciones de Yamaha MT (las MT-07 y MT-09), no imagino una naked de carretera llamada MT-12 con el mismo carácter insultantemente deportivo que aquellas… En mi opinión, aunque este 1.199 Crossplane tiene una respuesta muy musculada, tal como está montado en la XT1200, sí casaría perfectamente en el interior de una futura “Bolt 1200” que me acabo de inventar… 

La Yamaha juega sus bazas más en hacer todo bien que en alegrarse en particular ante contemplar una foto suya en una determinada maniobra… La frenada, por ejemplo, es poderosa y perfectamente adaptada a la tara de esta moto una vez bien cargada, pero mantiene un tacto dócil y progresivo que permite sentirse muy seguro a sus mandos incluso sobre arena o bajo una copiosa lluvia… Las medidas de goma, 110/80 19” y 150/70 17” son correctas, y citemos igualmente que el control de tracción, en dos posiciones, “S” o “T” me pareció eficaz tanto en tierra como en asfalto mojado. La transmisión por cardán es excelente, puesto que además de carecer de mantenimiento –algo sustancial en una trail viajera, lleve o no lleve caballete central como esta ZE-, no produce reacciones al cambiar en aceleración ni rebotes al reducir abruptamente…

Por cierto, hay un truco para hacerlo… ¡y prometo solemnemente que lo contaré a todos quienes me contacten via www.motofan.com demostrando antes que son propietarios de una unidad!, pero el ABS no puede desconectarse. Ello “limitaría al límite”, valga la redundancia, sus posibilidades off-road. No obstante, lo cierto es que está bien tarado y su sistema combinado permite manejarse perfectamente al ritmo “posible” de esta moto en pista de tierra… puesto que el verdadero “fusible” que indica que debes contener tus impulsos “dakarianos” sobre una XT 1200 son en realidad sus neumáticos casi 100% de carretera…

Para terminar, la moto llega en dos colores, el “mat grey” y el “azul” disponibles la versión Z, y en el mismo y agraciado “azul Yamaha” más un bello “white Competition” para la ZE. Además, esta Super Ténéré puede acoger el kit World Crosser, que incorpora múltiples piezas de carbono y aluminio, además de un kit de adhesivos con gráficas típicamente Yamaha muy atractivas… Además, por supuesto, está disponible un completo catálogo con casi medio centener de accesorios específicos para esta moto: maletas –anodizadas en negro, lo que las hace que las rayaduras sean más visibles-, protectores de todo lo que puedas imaginar, asiento calefactable, pantalla más elevada… y unas luces halógenas que le dan a la Super Ténéré un aspecto realmente atractivo…

En definitiva, la XT1200Z –en realidad la versión que pudimos probar fue la ZE, y así lo que contamos en esta prueba se refiere singularmente a este modelo más completo- es una maxi trail que, en su versión 2014 apuesta todavía más la versatilidad. Recuerda que llegará en dos versiones, la Z standard –a 13.999 euros- y la ZE, que costará mil euros más… -14.999 €- pero que la versión ZE se muestra, dada la mejora aportada por la suspensión electrónica, además de los puños calefactores con tres niveles de temperatura que también “regala” de serie, indudablemente más interesante… 

HIGHLIGHTS TÉCNICOS

1. Motor biilíndrico en línea de 1.199 cc, 88 x 78,5 mm

2. Potencia: 112 CV a 7.250 rpm

3. Cambio de 6 relaciones

4. Embrague multidisco en aceite

5. Chasis espina dorsal de acero con subchasis posterior de tubo de acero

6. Suspensión delantera por horquilla invertida de 43 mm, reg. electrónica extensión y compresión

7. Suspensión trasera por monoamortiguador progresivo reg. electrónica precarga, extensión y compresión

8. Basculante posterior doble brazo de acero con transmisión por cardán

9. Instrumentación por diplay digital

10. Alimentación por inyección, refrigeración por líquido

11. Tanque de combustible de 23 l.

12. Ruedas de 110/80 19” y 150/70 17”

13. Peso con gasolina 265 kilos

14. Discos delanteros de 310 mm, pinza 4 pistones, y trasero de 282 mm.

 
Da tu opinión

Comentarios (2)

  • Rafa Román
    Rafa Román 27-02-2014

    Preciosa! La teneré siempre ha tenido ese algo de "leyenda"

  • Teo
    Teo 18-03-2014

    El vídeo es largo y aburrido. Además ni siquiera está editado como puede verse en las declaraciones del probador. Un poco de música no vendría mal, aunque pocas canciones hay de casi 8 minutos. La moto es una pasada.

Añadir un comentario

  • * Esta información no se mostrará

Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"