Prueba GOES G 125 RT Efi: Easyscooter retro

Aceites castrol

Vota

0 0

GOES dispone en su económico catálogo de este scooter neo-vintage, el 125 RT, liviano, manejable y el único por debajo de los 2.000 euros.

Es todo un galán. Y no me refiero a nuestro compañero Joan Muñoz, protagonista de las fotos que acompañan este reportaje y apasionado del modelaje que, como veis, posa y conduce con la natural elegancia de un profesional (en realidad, es nuestro director comercial, pero no pierde la ocasión de escaparse en moto). Hablo más bien del scooter que asoma a su lado, intentando aguantar tal derroche de gallardía... ¡Y lo consigue! Y es que el nuevo G 125 RT de la casa francochina GOES -importada a nuestro país por Jets Marivent- también es un 'donjuán', con su carrocería de líneas retro, formas sinuosas y elegantes y detalles que buscan agradar a los usuarios amantes del moderno clasicismo.

Pero este scooter de fabricación asiática no sólo es una cara bonita que, por cierto, renueva en profundidad, pasando de un estilo claramente custom de la anterior generación a una estética de aires más 'vespistas' en la actual. En realidad, el 125 RT es todo un urbanita del que emergen cualidades tan apreciadas en la ciudad como la ligereza, manejabilidad y agilidad de movimientos. También sus consumos 'de mechero' y su contenido precio de adquisición serán argumentos a tener en cuenta: y es que está disponible por tan sólo 1.895 euros, un precio que lo convierte en el modelo de acceso de la gama GOES Euro 4, y el único por debajo de la barrera de los dos mil.

Usuarios pero, sobre todo, usuarias agradecerán sus escasos 100 kg de peso que lo convierten en un dócil vehículo maniobrable como pocos. También se sentirán a gusto con su compacto cuerpo que se cuela como un ratoncito por los espacios más reducidos en el tráfico urbano, filtrándose entre coches con un simple pestañeo. Su altura del asiento (doble y de buen mullido) es de las más accesibles que se pueden encontrar hoy en el mercado de 125, por lo que nadie tendrá problemas para apoyar los pies en el suelo. Sus llantas son de 10 pulgadas en ambos trenes y esto le otorga mucha reactividad a las órdenes del manillar y un excepcional radio de giro o, como se suele decir, capacidad para girar en una baldosa. En marcha estos 'ruedas pequeñas' padecen cierta falta de estabilidad como es habitual puesto que generan menos efecto giroscópico, pero en ningún caso supone una merma de seguridad puesto que se trata de un dinamismo que se adapta perfectamente al uso de corto recorrido en la ciudad.

Hay que insistir en esto. El G 125 RT es un scooter puramente urbano. Ya no sólo por su falta de protección aerodinámica, fisonomía endeble y por su extrema ligereza que hace que en vías rápidas o de extrarradio el confort y aplomo sea escaso, si no también por su sencilla mecánica poseedora de prestaciones contenidas que se adaptan principalmente al callejeo y no a las autopistas. Este motor -que ya montan otros hermanos de la marca- es un monocilíndrico de aire (SOHC, 4T, 2 válvulas) que entrega 8,7 CV a 7.500 rpm y un par motor de 8,4 Nm a 6.500 rpm. El acento de este modelo no se encuentra en sus capacidades de aceleración, recuperaciones y velocidades punta (llegamos a ver los 95 km/h en el velocímetro), pero esto no quiere decir que no cumpla a la perfección con las necesidades de una persona que se desplaza cada día en el centro de su ciudad.

Las suspensiones son muy estándares, de poco recorrido y tirando a blandas, absorben las irregularidades con suavidad, aunque si sobrepasamos algún bache profundo notaremos enseguida sus topes. El sistema de frenada es muy básico: usa un disco delantero con dos pistones y un tambor trasero. Por norma Euro 4, esta dotación consta de reparto de frenada CBS, es decir, el freno trasero distribuye cierto bloqueo también al delantero, una tecnología que ayuda a los motoristas con menor experiencia a acortar las distancias de frenado.

Durante nuestros días de prueba, inmersos en los caos de hora punta de la ciudad condal, nos gustó mucho su accesibilidad: la plataforma plana es una de las mejores cualidades que puede ofrecer un scooter urbano, pues ofrece mucha habitabilidad para las piernas del conductor, permite subir y bajar del vehículo fácilmente y, además, consiente transportar esos bultos que nos acompañan semanalmente, como bolsas de la compra, mochilas del gimnasio, bolsos, maletas, porta-ordenadores... En fin, aumenta esa capacidad de carga en la que el GOES ofrece además un hueco bajo el asiento que puede albergar un casco jet, incluso talla grande (pero no calota integral). Se incluye una práctica guantera y un gancho porta bolsas. En la zaga, además, equipa una parrilla portabultos.

Funcionalmente, también aporta doble posibilidad de estacionamiento (caballete central o pata lateral) y de arranque (eléctrico y a pedal), e instrumentación analógica de fácil lectura (velocidad, kilometraje, testigos y reloj horario digital). ¿Qué mejoraríamos? La apertura del asiento no se puede realizar desde el contacto -tiene su propia cerradura- y esto puede incomodar el acceso o, como me pasó una vez, dejarme las llaves puestas en la ranura del asiento; las hendiduras en la carrocería pensadas para que el pasajero repose sus pies en marcha no son nada cómodas; y, en general, la calidad de los materiales y ciertos ensamblajes como el del asiento, que denotan claramente el perfil 'low cost' de este modelo aunque, todo sea dicho de paso, se ajusta a las expectativas y genera una relación calidad/precio muy correcta.

HIGHLIGHTS GOES G 125 RT 2017

- Precio: 1.895 euros

- Capacidad de carga: un casco jet

- Motor 4-tiempos / monocilíndrico refrigeración aire 124.6cc con alimentación efi (delphi systems)

- Potencia máxima 8,7 CV a 7.500rpm

- Velocidad máxima 90 km/h

- Neumáticos 3.5-10 y 3.5-10

- Distancia entre ejes 1305 mm

- Depósito de combustible 6l

- Peso en vacío 102 kgr

- Colores: negro / gris

Fotos de la Goes G 125 RT

Fotografías por: Sessantuno (Guillém Hernández) – Acción: Joan Muñoz

La alternativa

Prueba Suzuki Burgman 125 ABS

Tras los cambios estéticos celebrados por la versión 2014, la Burgman 125 recibe un ABS optativo que lo hace todavía mas funcional... y seguro.

 

Comentarios

Sé el primero en comentar

Añadir un comentario

  • *No se mostrará
    • Introduce las palabras
    Generar otra imagen

×

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras condiciones legales, sección "5.8 Cookies e IPs"

×

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras condiciones legales, sección "5.8 Cookies e IPs"