SEAT o NO SEAT...


Vota

0 0

El sector ha recibido con más curiosidad que verdadero interés la intención de SEAT de poner un pie en el mundo del scooter

Evidentemente siempre es una buena noticia que una empresa tan icónica se interese por las dos ruedas. Significa, ni más ni menos, que en el mundo de la moto hay movimiento y se ve negocio y proyección a medio plazo.
Dicho esto, lo confieso, yo soy algo más escéptico con la viabilidad de su proyecto.
Seamos realistas; recordemos los coches que vende SEAT cada año por todo el mundo -aproximadamente medio millón de unidades-... y ahora la ridícula cantidad de scooters que puede llegar a vender y el margen que le pueden dejar.

Así que me da en la nariz de que esto de su scooter eléctrico es más una cuestión de imagen y marketing que una apuesta decidida por la movilidad a dos ruedas.Sobre todo porque es obvio que si SEAT pretendiera realmente hacer un scooter puntero tiene ingenieros, medios y tecnología más que suficientes para lograrlo... y no tendría que recurrir a un Silence tuneado con detalles para hacerlo parecer más automovilístico.

Recuerdo casos similares con un resultado bastante cuestionable. Aún se me abren las carnes cuando recuerdo aquellos horrorosos Renault de los años 90 que no eran más que Benelli Adiva con nuevos colores y con los que la marca del rombo quiso desembarcar en el sector para tocarle las narices a Peugeot.
La catástrofe fue sideral.

Esa es precisamente la jugada que no entiendo; ¿por qué pagar más por un scooter que no deja de ser, en este caso, un Silence si puedes comprarlo más barato en su formato original? ¿Por el logotipo? ¡Caray, SEAT es una gran marca y sus coches excelentes... pero no es Aston Martin!

La clave del asunto suele estar, precisamente, en que los máximos responsables de estos experimentos comerciales suelen ser gente de automóvil que cree que los scooters se pueden vender como automóviles a clientes que buscan en ellos lo mismo que buscan en un automóvil. Y que con el peso de la marca basta para hacer pagar un poco más en un sector en el que todavía se vende mucho por precio. 

La del scooter -salvo modelos de alta cilindrada Premium e incluso así, con matices- no es una compra pasional e incluso los fabricantes tradicionales tienen que disponer de productos económicos en sus gamas para compensar sus propuestas más tecnológicas.
Y esa es la razón, precisamente, por la que las cuatro marcas que fabrican tanto coches como motos -BMW, Honda, Peugeot y Suzuki- suelen insistir mucho en mantener impermeables y estancas ambas áreas de negocio y evitar “contaminaciones” más allá de alguna aportación tecnológica puntual.

Fotos de 'SEAT o NO SEAT... '

 

Comentarios

  • Sé el primero en comentar

Añadir un comentario

  • * Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"