Sinroja Moksha, la eficacia hecha arte


Vota

0 0

Esta moto es fruto de la colaboración entre TW Steel y BMW Motorrad con los constructores ingleses Rahul y Birju Sinroja

Como nos comentaban desde Sinroja Motorcycles: “Por lo general, estamos restringidos por los presupuestos limitados de los clientes y su visión, pero cuando se nos da una cierta libertad creativa, realmente podemos ser nosotros mismos”. Esto ha pasado con el proyecto Moksha, un encargo de la relojera holandesa TW Steel para promocionar un nuevo reloj de su colección Son of Time, al que se ha unido también BMW Motorrad. El resultado una deportiva ecléctica que muestra de lo que son capaz de hacer los hermanos Sinroja.

Dead line

Si es verdad que para este proyecto los chicos de Sinroja Motorcycles tenían a su disposición cierta libertad económica y creativa, no era así con los plazos. Para cualquier taller de las Islas Británicas la reunión de constructores por antonomasia es el Bike Shed. Este importante evento londinense, contaba para su edición 2018 con el apoyo de importantes marcas del sector como Triumph, Yamaha, Royal Enfield, Indian y BMW, esta última uno de los mecenas del proyecto Moksha, lo que obligo a Rahul y Birju trabajar maratonianas jornadas y pedir ayuda a sus mejores colaboradores para cumplir con el plazo de tan solo 10 semanas que exigía llegar al Bike Shed.

Primer paso: parte ciclo

Como en toda transformación se empezó con el desmontaje completo de la moto, dejando apenas el chasis y el motor de la BMW R nineT elegida como donante. Tras esto, se empezó con el proceso de transformar y elegir algunas piezas nuevas para la parte ciclo. Se mandaron la horquilla y pinzas de freno a Flying Tiger para cubrirlas con un revestimiento cerámico totalmente negro; y se instaló un nuevo amortiguador más alto de la marca Nitron, hecho según las especificaciones de Sinroja. También se montaron unas nuevas llantas de radios del especialista italiano Kineo, de color negro, con todos los tetones de los radios en rojo salvo dos que también van en negro para hacerle un guiño al logo de TW Steel.

Segundo paso: piezas y ajustes ergonómicos

En Sinroja Motorcycles están obsesionados con la efectividad de los elementos instalados y sobre todo con que la moto sea agradable de conducir. Por ello, antes de empezar con el modelaje de la carrocería, se montaron casi todas las piezas y accesorios para comprobar que todo estaba en su sitio. Así los reposapiés regulables, los semi-manillares, las cubiertas de balancines y la tapa de distribución, todos ellos de Rizoma, fueron instalados junto con unas nuevas bombas radiales de Brembo. Una vez hechas las comprobaciones necesarias se volvió a desmontar todo para crear la carrocería.

Entretanto, Richard de Motorcycles Wiring Specialists, con la ayuda de BMW Motorrad Reino Unido se dedicó a simplificar al máximo el cableado eléctrico, quitando todo lo superfluo y cambiando algunos elementos como los intermitentes originales por unos Rizoma Club S y los interruptores por unos Motogadget M. También se sustituyó la instrumentación por una Speedhut, controlada por GPS, con un diseño específico para la moto.

Tercer paso: la carrocería

Si algo distingue a la Moksha de otras motos es su carrocería de aluminio. Para su construcción se contó con el buen hacer de Chris Walton, que junto a los hermanos Sinroja dedicó 150 horas de trabajo, llegando a fabricar tres depósitos diferentes hasta conseguir el deseado. Además, del mencionado depósito de gasolina, la carrocería está formada por un original colín monoplaza y un carenado montado sobre la horquilla, compuesto por tres piezas: dos laterales con unas branquias que dirigen el aire hacia los cilindros y los colectores de los escapes; y una superior a modo de cúpula, que le da buena parte de su personalidad.

Cuarto paso: montaje, detalles y pintura

Una vez creada la carrocería, se envió a 8 Ball Custom Paint para los trabajos de pintura y se incluyeron otros detalles de buen gusto como un tapón para el depósito de gasolina que recrea la corona del TW Steel MST13, fabricado mediante mecanizado por Fastec Custom Racing; un nuevo anillo para el sensor del ABS, donde se grabó con láser la historia de Son of Time; y una placa personalizada con el nombre de los constructores. El trabajo estaba hecho con el nivel deseado y sobre todo… en tiempo.

Fotos de 'Sinroja Moksha, la eficacia hecha arte'

 

Comentarios

  • Sé el primero en comentar

Añadir un comentario

  • * Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"