Honda VT 1300 CX: Easy Rider...en japonés

Publicado el 14/12/2010


Vota

0 0

Para hacer una buena chopper no hace falta irse a Estados Unidos, ni para sentirse como Peter Fonda hay que montar una Harley Capitán América; también sobre una muy japonesa Honda VT 1300 CX podrás recorrer la Ruta 66...

Honda VT 1300 CX: Easy Rider...en japonés

Tras el éxito de sus modelos Shadow -especialmente de la gama 750- y también la relativa poca aceptación de la musculosa y exclusiva VTX 1800, el gigante del ala dorada propone una moto bella y más atrevida, que se adentra de lleno en el terreno de las chopper o custom transformadas... con la diferencia que la base ya viene de serie. Honda, con buen criterio, deja su nueva criatura, la VT 1300 CX, muy virgen para que se pueda personalizar con facilidad, y por ejemplo las fibras vienen a un solo color, sin logos ni fileteados.

Mecánicamente no hay muchos secretos, y el motor es un bicilíndrico en V a 52º, típico de la casa, con una cilindrada exacta de 1.312 cc, de carrera larga (89,5 x 104,3 mm) y refrigerado por líquido. Como también es habitual, no se busca en absoluto una gran potencia máxima (58 CV a 4.250 vueltas), porque no es en absoluto imprescindible en este tipo de motos, en cambio sí que se ofrece una buena cifra de par a pocas vueltas, exactamente 10,9 kgm a sólo 2.250 rpm. La transmisión, como también es normal, se encomienda a un práctico cardán.

Como buena custom-chopper que es, la rueda delantera es de 21", con larga horquilla de 140 mm de recorrido, que tiene un gran ángulo de dirección de 32º, y una distancia entre ejes de las mayores que recordamos, nada menos que 1.805 mm.

En la parte trasera se encuentra el consecuente enorme neumático, aunque es de agradecer que no se les haya ido la cabeza a los ingenieros de Honda con el típico neumático de tractor que montan algunas de estas motos y que las convierten en casi inconducibles. El de la VT es un 200 mm de 18", que ya impone, aunque no amedrenta. El bajo asiento, las estriberas adelantadas y un ancho manillar bien posicionado customizan perfectamente la Honda. Y obviamente, el asiento del pasajero es casi testimonial...

'Chopereando'

Honda VT 1300 CX: Easy Rider...en japonés

Con unos 350 kg reales en orden de marcha, la VT 1300 CX no es, desde luego, una pluma, aunque, en mi caso, me sorprendí agradablemente al comprobar que era fácil de mover en parado, pues se llega muy fácilmente al suelo con ambos pies y la moto es estrecha en la zona de las rodillas. El ancho manillar ofrece una buena palanca y no tiene tendencia a cerrarse como sucede con alguna moto similar que hemos probado. Sinceramente, pienso que prácticamente cualquiera puede llevar una VT 1300 CX, si se usa la experiencia para maniobrar en parado, buscando pequeñas pendientes para ir hacia atrás.

Un solo pero: gira poco, en parte por su gran distancia entre ejes, en parte por un discreto ángulo de giro, quizás buscado para evitar precisamente que la dirección se cierre.

Comparado con otras custom, el cambio y el embrague son suaves, y ni siquiera al introducir la 1ª nos obsequia con un sonoro clonk ni una sacudida. Las marchas van entrando con facilidad, y las únicas concesiones a la rudeza que se les supone a este tipo de motos son unas redondas vibraciones, en ningún momento excesivas, y un grave pero no elevado rugido que proviene de sus escapes. Y es que ni queriéndolas hacer rudas lo consiguen del todo. Para un fabricante japonés, hacer una moto que no vaya fina debe ser un verdadero sacrilegio...

La chopper de Honda monta un solitario disco de freno delante y otro detrás, como mandan los cánones. Si en la versión básica la pinza delantera es de dos pistones, en la que equipa ABS es de tres, como la de nuestra unidad de pruebas, porque también incluye la frenada integral. La experiencia que tenemos con estos frenos de Honda nos dice que las pinzas de tres pistones del sistema integral rinden mejor, siempre que se usen ambos frenos a la vez, y el ABS es realmente recomendable, porque estos neumáticos de custom suelen ser muy duros y con tendencia a bloquearse al frenar sobre superficies algo resbaladizas, aunque la potencia no sea muy contundente.

La ergonomía es casi perfecta, nada raro en las motos del fabricante japonés, pero está pensada para gente que pase de 1,75, porque con mi 1,70 las adelantadas estriberas me quedaban algo alejadas y tenía que estirar bastante las piernas, especialmente para cambiar de marcha, aunque esto me sucede en casi todas las custom con estriberas adelantadas.

Easy Rider

Honda VT 1300 CX: Easy Rider...en japonés

En la mítica película protagonizada por Peter Fonda y Dennis Hopper (totalmente recomendable para quien le gusten las motos), ambos moteros cabalgan libremente sobre sus chopper por las interminables carreteras de Estados Unidos. Los que hayan conducido por allí entenderán el éxito de estas motos y la poca relevancia de las hiperdeportivas, ya que con los estrictos límites de velocidad (y pobre de quien se los salte) y la casi ausencia de carreteras de montaña, las custom tienen su razón de ser.

Pero aquí es otra historia. Hay curvas por doquier y tan sólo en las vías rápidas o en algunas carreteras del centro podemos ser easy riders. En autopistas, la VT 1300 CX prefiere las velocidades moderadas. El viento llega directo al conductor, que tiene una posición totalmente expuesta al aire, y éste golpea tanto a hombros como a piernas. Hay algunas vibraciones que llegan a manos y pies y que podrían llegar a ser molestas a alto régimen, cosa que no sucederá porque la 5ª es larga y las vibraciones que llegan no son las de alta frecuencia, las que provocan hormigueos.

El asiento del conductor es confortable y, moviéndose a 110-120 km/h, no hay problema en hacer muchos kilómetros. Otra cosa dirá el pasajero/a, con un microasiento, sin ningún tipo de asa de sujeción y con unas estriberas bastante elevadas. Queda claro que la VT 1300 CV es para viajar en solitario, o como mucho hasta alguna playa cercana si es en compañía.

En carretera muestra unas maneras bastante decentes, que permiten una conducción fluida, aunque, desde luego, no deportiva. Si inclinar la moto no es demasiado problema, a pesar del ancho neumático trasero de perfil bastante plano, la larga distancia entre ejes parece retrasar la entrada en curva y prolongar la salida. Si la curva se cierra o te abres demasiado, inclinas más, gracias al ancho manillar... hasta que las estriberas rozan el suelo, cosa bastante fácil. Bueno, pronto le coges el truco y se puede rodar con cierta agilidad.

Un tema que también es común en las custom es que la suspensión trasera es de corto recorrido y seca de reacciones ante los baches, con algunas sacudidas en nuestra espalda. Es lo que tienen estas motos...

La nueva Honda VT 1300 CX es una moto atractiva, bien hecha y que funciona bien. Es fácilmente personalizable. Tiene un precio dentro de la media, incluso inferior a la competencia más directa, y no dudamos que a partir de ahora contará con muchos adeptos


Jordi Aymamí
Fotos: Juan Pablo Acevedo

 
Da tu opinión

Comentarios (2)

  • Amal
    Amal 29-08-2013

    The Honda is a better bike for sure. The V-Star 650 is way under-powered, and due to this realse value on these *****. My neighbor bought one new, and about had to give it away. I rode it, and it was, well, sucky. If you want something that is air cooled, buy a virago 250 or 500 used. They go pretty cheap, and there are a bunch of them for sale always. The Shadow Ace is an OK bike, but there are a lot of choices in the cruiser market. You may want to consider the Honda VLX 600, which is liquid cooled and a lot better choice than the Vstar.

  • Reno
    Reno 01-09-2013

    That's an astute answer to a tricky quseiton

Añadir un comentario

  • * Esta información no se mostrará

Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"