Macbor Fun 125 (prueba): Concentrado de diversión


Vota

0 0

Asistimos a la presentación de la nueva Macbor Fun 125cc, una moto en formato pequeño, 100% diversión, 100% Fun... ¿Te apetece una carrera?

En la Fun 125encontramos una moto de medidas reducidas, con un diseño vanguardista en el que destacan sus líneas angulosas y detalles como las tres salidas de escape laterales inferiores. Además, ofrece un buen comportamiento y sorprendente rendimiento en uso urbano, y aunque no lo parezca a simple vista, también se defiende realizando carreras en un karting... ¿No os lo creéis? Seguid leyendo...

Al llegar a la presentación organizada por los fundadores de la marca, Motos Bordoy, el pasado 10 de octubre en una localidad cercana a Barcelona, encontramos en perfecta armonía toda la gama de colores del modelo, cuatro colores para ser exactos, todas ellas listas para que la prensa nacional pudiera probarla y sacar sus conclusiones.

Como suele ser habitual en las presentaciones, pensábamos que realizaríamos una ruta de unos cuantos kilómetros, normalmente entre 100 y 200 km para poder ver su potencial y características. Pero la sorpresa fue que Macbor nos tenía preparada una jornada un tanto diferente a lo habitual, ya que la ruta en carretera abierta sería solo de unos 30 km, para luego focalizarnos en probar de verdad la Fun 125 en el Karting de Sallent..., ¡Sí, sí, habéis leído bien!

Los responsables de Bordoy nos habían preparado sesiones de entrenamientos y un par de carreras con esta mini-bike.

Al inicio la verdad es que no las tenía todas conmigo, no tenía claro que una moto concebida para uso urbano y de estas medidas ajustadas pudiera sacar buena nota en un uso intensivo en circuito y aún más en un trazado tan revirado.

Al llegar, lo primero siempre es la seguridad y, por lo tanto, nos cambiamos de equipación para pasar todos a llevar mono. Por mi parte, me equipé con un Revit de ultima generación y que me iba como un guante.

Al subir a la moto enseguida noté la poca altura del asiento tocando con los dos pies totalmente planos al suelo, lo cerca que está el manillar de la posición de conducción y, sobre todo, la posición del asiento inclinada un poco hacia delante que hace que te fuerce a conducir apoyándote en el manillar. Las estriberas están un poco más adelantadas de lo normal y no hay mucha altura libre al suelo, solo 160 mm, aunque entiendo que se hayan diseñado en esta posición, para que haya más confort y de esta forma más espacio para personas de mayor altura que la mía, que es de 1,69 m.

Su altura de asiento es baja, de solo 760 mm, ideal para cualquier persona de pequeña estatura. Sus llantas son de solo 12, montando neumáticos 120/70 delante y 130/70 detrás.

Destacan sus componentes de calidad tanto en sus botones en las piñas de dirección como en el cuadro de instrumentos totalmente digital y con opción de 3 colores de fondo, así como toda su iluminación tipo LED. Dispone de horquilla invertida para el tren delantero y mono amortiguador detrás. Destacamos los frenos de disco tanto para delante como para el trasero añadiendo la frenada combinada. Todo lo citado viene de serie.

¿Cómo va?

Una vez equipados salimos a pista, y ya en la primera curva toco con la estribera y la punta de la bota en el suelo... '¡Ostras!' pensé, 'no vamos bien', pero el que no iba bien era yo, acostumbrado a conducir en circuito motos de gran cilindrada y tamaño, donde no hace falta salir tan exageradamente de la moto porque sus estriberas altas te lo permiten.

En el caso de la pequeña Fun 125 de Macbor hay que aprender a realizar un tipo de conducción muy parecida a las pocket bikes, o motos de bolsillo, donde hay que salir mucho más de cuerpo en relación a la moto para que ésta se plegue menos y tengamos un buen paso de curva sin tocar nada al suelo que no sea la rodillera del mono Para esto debes poner el pie totalmente de lado encima de la misma estribera, cosa que me costó bastante habituarme a la nueva posición de conducción, pero finalmente le encontré el gustillo.

El empuje del motor es suave y no da tirones. Es lineal en toda su umbral de potencia, da igual a que revoluciones vayas, y al abrir gas el motor siempre empuja de la misma manera hasta su corte, por lo tanto en uso en ciudad recomendaría circular a un régimen medio/bajo si queremos ser eficientes en el consumo.

Su potencia máxima es de 7,8kW (10,5cv) a 8.500rpm y su par motor asciende hasta 9,5Nm a 6.000rpm, suficientes para disponer de un correcto empuje en una moto de estas características. Dispone de una caja de cambios de 5 velocidades que se accionan de forma muy suave y que siempre entran sin error.

Una vez más o menos nos habíamos habituado todos a la moto y a su especial conducción de circuito, la organización nos anunció que realizaríamos 2 mangas de carreras de 5 vueltas cada una, '¡increíble!', pensé.

Un compañero de otro medio de prensa fue el responsable de alzar la bandera para dar salida a la primera manga. En ella participábamos unas 12 personas y desde la salida eso parecía un Gran Premio. El comportamiento de la moto en carrera me sorprendió muchísimo, con un peso de solo 118kg, la agilidad del conjunto es abrumador, las suspensiones un poco blandas en conjunto, algo más en el tren delantero que en el trasero. Pensaba que me darían una mala pasada en carrera, y estaba totalmente equivocado ya que aguantaron toda la manga sin modificar sus sensaciones.

Los frenos tampoco decayeron en ningún momento. Es cierto que su mordedura no es muy efectiva en ese uso exhaustivo, pero para su uso diario son más que notables. Por otro lado, el hecho que el asiento esté un poco inclinado hacia delante me gustó mucho para así tener el peso del cuerpo avanzado y poder dar un buen aplomo a la rueda delantera durante el paso de curva.

En la primera manga quedé segundo por culpa de una mala salida y que me costó mucho adelantar a una compañera que cerraba muy bien los huecos. Pero en cambio en la segunda manga pude colocarme bien desde el inicio y nos hicimos con la victoria. Hay que hacer mención que tuvimos el honor de conocer a Josep García, actual campeón del Mundo de Enduro, que además corrió con nosotros las dos mangas, y por supuesto él fue el ganador absoluto, pero desde mi punto de vista yo fui el ganador de los mortales que asistimos a la jornada

En conclusión

Una jornada de lo más divertida pero que, a mi modo de ver, demuestra que en Macbor saben que producen motos de calidad y por eso mismo nos hicieron probar su modelo Fun en un entorno que no es habitual para ella, para que pudiéramos ver con hechos y no con palabras que Macbor ha venido para quedarse y hacerse un hueco de opción de compra de calidad en este segmento de motos de 125cc de marchas, cada vez más en auge.

La nueva Macbor FUN 125cc se puede adquirir en 4 colores: Roja, blanca, gris y negra y Su precio es de 2.199€ IVA incluido. Además, la marca dispone de una financiación donde la Macbor Fun 125 puede ser tuya por 49€ al mes a 36 meses.

 

Comentarios

  • Sé el primero en comentar

Añadir un comentario

  • * Esta información no se mostrará

Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"