MV Agusta Rivale 800 Prueba: ¡A flor de piel!


Vota

0 0

La filosofía de mercado de MV es que “si eres emocional, puedes ganar, si no, serás un perdedor”. MV es mucho más que una buena moto y, por ello, apuesta por la pasión. Su Rivale va directa al corazón: radical, emotiva… una moto ¡a flor de piel! Motofan fue invitada a celebrar su nacimiento en Niza, en plena Costa Azul francesa…

Prueba MV Agusta Rivale 800

La MV Agusta Rivale parte de la base de la ya conocida Brutale, una moto preciosa y que, gracias a su motor tricilíndrico de 800 cc y 125 CV ofrece todo el dinamismo en curva, y todo el potencial eléctrificante al abrir el acelerador que puedas desear…

Como ves en las fotos, se ha “aplanado” su curva de diseño a nivel de la línea del perfil “asiento-tanque-frontal”, de manera que el conductor queda más sobre la moto que dentro, como ocurre en la Brutale y más todavía en las F3 con las que comparten mecánica y bastidor tubular con zonas de aluminio fundido… Esto tendrá un impacto importante a nivel estético, colocar los retrovisores a los extremos del manillar para que no rompan por arriba, que comentaremos, si me permites, después…

Al tiempo, para darle un aspecto y comportamiento más Supermoto o supermotard, se ha aumentado el recorrido de las suspensiones, lo que inevitablemente convierte a la moto en algo más larga, y se han retocado ligerisimamente las geometrías para repartir los pesos en un equilibradísimo 50% delante-detrás.

Para redundar en ello, el manillar es más ancho… Con todo, la posición de su conductor es absolutamente de delantero centro, y tendrá la vista puesta en la carretera sin otra referencia que el pequeño –y poco legible en determinadas condiciones lumínicas- display digital en el que vemos todas las informaciones y regulaciones electrónicas posibles en esta moto, que son, lo veremos también, muchísimas…

Partimos temprano de un hotel-villa cercano a Niza contentos de no dejar en casa, por una vez, el mono de cuero a favor de la práctica cordura. Sí, esta moto bien vale gastar un par de pieles de vaca en nuestra seguridad… Tras un copioso desayuno, enfilamos la ruta de los Alpes Marítimos sobre unas carreteras “piègeuses”, -es decir, con trampas-, por la abundante lluvia de la jornada anterior…

Me bastaron cien metros para darme cuenta de que su carácter estaba estaba casado por lo civil, por lo penal, y por lo militar con los apretados “cols” que suelen recorrer los coches del MonteCarlo por donde fuimos guiados: asfalto correcto, pero recorridos tortuosos como una cuerda dentro de un saco, preñados de subidas, bajadas, paellas, garrotes… La Rivale se movía “como un yerno en casa del suegro”, es decir, como “pedro por su casa”: àgil hasta decir basta, manejable como un perro fiel siguiendo tus silbidos… y, sobre todo, con un motor reactivo y capaz como he probado pocos…

Puedes, por suerte, regular la respuesta del motor, de modo que acabé por usar en un alto porcentaje del recorrido, el que mantenía humedades en las zonas umbrías, el modo “Normal” antes que el “Sport”, para mi demasiado agresivo y pronto, y capaz de levantar la MV Agusta Rivale de manos en caballito si abrías duro a la salida de los ángulos… Esperaré, pues, hasta una prueba a fondo, ya con más tiempo, para trabajar tranquilamente con el modo “custom”, que permite rondarlo toqueteando botoncitos y comprobando su efecto uno a uno, hasta dejarlo totalmente a gusto.

Sea como sea, el motor es todo un regalo: brioso, con un fuerte empellón en bajos complementado con otro segundo patadón entre 8 y 9.000 vueltas, estirable como un chicle hasta las 12.000 bien tocadas… 125 caballos “tricilíndricos” de los buenos. Y con unos bajos considerables que dejan los de su hermana F3 675 que recién he probado como una humilde hermanita menor. Conduciéndola en modo “Normal”, pues, habría dejado el Traction Control en la posición 4, de origen, que me parecía un buen compromiso entre intrusismo y reactividad… Pero acabé por desconectarlo del todo… como suelo hacer, la verdad sea dicha, con todas las motos actuales preñadas de electrónica…

Aquí va mi verdad (o por lo menos, mis impresiones sobre esta moto): Una: estamos tratando de una moto “Supermoto”, en la que debes improvisar mucho por definición, y en la que usas, abusas y, sobre todo, provocas, el deslizamiento de las ruedas… ya sea en frenada, cruzando la moto o cuando menos sujetándola de freno trasero en la entrada de los virajes, ya controlando incluso pérdidas de adherencia al acelerar como mandan los cánones de las motos “off-road style”.

Dos: por suerte, pues, en esta MV Agusta Rivale 800 cc NO tuve por una vez que desconectar el ABS… Simplemente, porque aún no lo lleva de serie, llegará en unos seis meses… Un trabajo menos.

Tres: desconecté también el Shift-Control del cambio que viene montado ¡ya de serie! en la Rivale. En mi opinión, como me pareció ya también en la F3 675, su “corte de motor” está lógicamente regulado de modo que “favorezca los cambios a alto régimen”… y esto tiene sentido en circuito, no en carretera, donde muchas veces cambias a capón y desde bajas vueltas, y donde la ganancia de un milisegundo es obviable… En estas condiciones, por no hablar de que en carretera a menudo acabas apoyando en la palanca por “despiste” más que por convicción, y el quick-shift cambia cuando no querrías, creo que es mejor “el cambio manual”…

Y, cuatro, acabé ¡desconectando totalmente el traction control!, llevándolo hasta su nivel de intrusión “cero patatero”… Una de las razones es simplemente personal: prefiero que lo de vigilar la adherencia de la rueda posterior sea cosa de la intuición y experiencia de mi propia muñeca. El otro motivo es más objetivo, sobre todo en el caso de esta MV Agusta estilo “SM”. El “traction control” de esta Rivale piensa que estás derrapando “de gas” cuando en realidad lo haces de freno trasero al cruzar la moto para meterla en curva… y te corta la respuesta del motor en un vacío inesperado cuando necesitas reequilibrar la trazada manteniendo, por lo menos, un hilo de gas… Para mi, resulta un efecto incluso… arriesgado. Entiendo que un traction control “apoyado en los sensores del ABS” puede solucionar esto, veremos…

Por lo demás, la moto se tiene bien, aunque creo también que no necesita los 150 mm delanteros que la distinguen de la Brutale: aparte de que las suspensiones deben ahora controlar barqueos delante y atrás más importantes al frenar duro y acelerar, algo que tiene sentido en motos que deban comerse saltos y baches duros, que no encontrarás fácilmente en tus carreteras de montaña favoritas, acabas entrando siempre en las curvas con la Rivale “cargándola” de peso delante y “cerrandola de ángulo de dirección” para que entre mejor… mediante una ligera presión sobre la maneta de freno. 

Pero como decía, el motor es entusiasmante, la frenada excelente en potencia y precisión –para mi en esta moto destinada “a jugar” acabaría 15 de cada 10 veces por desconectar el ABS-, las suspensiones de gran calidad… y el estilo y estética de diseño, sencillamente deslumbrante.

Y, sobre todo, esta MV “tre” cuenta con un as en la manga de la que carecen todas y cada una de sus rivales: su cigüeñal contrarrotante elimina el efecto de empuje giroscópico de las masas internas del motor. Al igual que en las M1 de Lorenzo y Rossi, y a diferencia de las otras motos cuyas inercias de giro del propio propulsor “empujan” la moto hacia delante dificultando la entrada rápida, fácil e intuitiva en curva, en esta Rivale la maniobra de frenar, soltar y entrar es toda una delicia…

Esta es una moto, pues, estupenda tal como viene… y también “si le desactivas todo” para, rindiendo a uno de los mejores compositores del siglo XX y XXI que acaba de fallecer, Lou Reed, “llevarla de paseo por el lado salvaje”… 

Y, puestos a desconectarle cosas, yo empezaría por pedir en el concesionario que me la vendieran directamente con unos retrovisores normales, que verás en la foto que adjunto (son opcionales, del catálogo de la marca) en lugar de los absurdamente anchos y feos “orejones” con las que Adrian Morton se ha visto obligado a diseñarla…

Enlace a las declaraciones de Giovanni Castiglioni (CEO de MV Agusta)

Enlace a las declaraciones de Brian Gillen (responsable motores MV Agusta)

Enlace a las declaraciones de Adrian Morton (diseñador MV Agusta)

HIGHLIGHTS TÉCNICOS

1. Motor tricilíndrico en línea de 798 cc, 79 x 54,3 mm

2. Potencia: 128 CV a 12.000 rpm

3. Cambio de 6 relaciones

4. Embrague multidisco en aceite

5. Chasis tubular de acero con placas laterales de aleación ligera

6. Suspensión delantera por horquilla invertida multirregulable en tres vías de 43 mm

7. Suspensión trasera por monoamortiguador progresivo

8. Basculante posterior monobrazo de aluminio

9. Instrumentación analógica más diplay digital

10. Alimentación por inyección, refrigeración por líquido

11. Control de tracción regulable en 8 posiciones y desconectable, 4 mapas de motor

12. Ruedas de 120/70 17” y 180/55 17”

13. Peso en seco 178 kilos

14. Disco delantero de 320 mm, pinza 4 pistones radial, y trasero de 220 mm, pinza 2 pistones.


¿Qué os parece la nueva Rivale 800 de MV Agusta? Esperamos vuestras opiniones...

Fotos de la MV Agusta Rivale

Fotografías por: Zac / MV Agusta. PC.

La alternativa

Kawasaki ZZR 1400: Depredadora solitaria

La Kawasaki ZZR 1400 es una bestia que aterrizará en un mercado donde, hoy por hoy, no hay nada igual. Sus prestaciones de vértigo logran empequeñecer las hasta ahora reinas del cotarro hipersport tourer.

 
Da tu opinión

Comentarios (1)

  • Jorge
    Jorge 25-12-2017

    La rivale 800 me encanta, es el tipo de moto que me gustaría pilotar... bonita y efectiva... quiero una !!!

Añadir un comentario

  • * Esta información no se mostrará

Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"