Prueba

Nueva Honda Forza 125 2015 – PresentaciónLUJO EN EL VIEJO CONTINENTE


Vota

0 0

Honda ha desarrollado sólo para el mercado europeo el nuevo Forza 125, un scooter GT con todo lujo de detalles para vivir la ciudad en “Primera Clase”

Puede parecer que con su nuevo Forza 125, Honda haya decidido nadar contracorriente. Estamos tan acostumbrados a recibir en la última década nuevas motos y scooters que esgrimen argumentos “ahorrativos”, productos en los que no importa tanto su calidad constructiva como su empatía con los maltrechos bolsillos para dominar los rankings de ventas, que cuando aparece un vehículo de 125cc como éste que se hace fuerte en las antípodas, en el terreno de la exclusividad, el diseño y el equipamiento “premium”, y que sale a la venta con un precio -4.799 euros- que lo convierte en el más elevado de la categoría, las primeras reflexiones sobre este nuevo scooter GT de la marca japonesa suelen coincidir en que viaja en el sentido opuesto. Sin embargo, tras haber acudido a la presentación nacional a prensa organizada el pasado 19 de abril en Barcelona y haber conocido, probado y analizado al nuevo Forza 125, hemos entendido un poco mejor el movimiento estratégico de Honda, que es simple y llanamente el de colocar en el mercado el mejor scooter 125 que exista, no tanto con el propósito de “hacer caja” como de posicionarse en lo más alto del escalafón. Si alguien con recursos y el carné B+3 se levanta un día con ganas de adquirir el modelo más elitista y mejor equipado, el Forza tendrá muchas papeleteas para salir elegido...

No hay ningún otro que supere su combinación de tecnología, soluciones para el día a día y calidad general. “Sabemos que no será un súper ventas -declaraba Albert Cavero, PR & Safety Manager de Honda Motor Europe España-, pero sí que será un producto dirigido a personas que busquen el más alto nivel de equipamiento como, por ejemplo, clientes que vienen del mundo del coche”. Para adecuarse a los tiempos que corren, Honda ya había lanzado otros modelos de corte económico como el PCX o el Vision, de gran éxito comercial, así que llegaba el turno de hacerse fuerte en el segmento de los GT de octavo de litro y plantarle cara a rivales como el X-Max o el SuperDink, y para ello la división europea de la marca del ala encargó un producto a medida: el Forza 125 está completamente ideado, desarrollado y fabricado en el viejo continente -en la fábrica italiana de Atessa- así que su pliego de condiciones ya nació para atender a los gustos más exigentes del público local (de hecho, este producto no llegará a suelo asiático). A los concesionarios de nuestro país tan sólo llegará la versión provista de sistema de frenada ABS y la oferta de colores para por cuatro posibilidades: Gris Mate Metalizado, Blanco Mate Perlado con Negro, Plata Metalizado con Gris Mate Metalizado y Blanco Mate Perlado con Azul Mate Perlado. “El target del Forza 125 sería el de profesionales entre 25 y 45 años, que buscan tanto una primera moto, como usuarios con experiencia que buscan un scooter exclusivo, alguien que aprecia un producto premium con buen nivel de acabados, y de un nivel económico relativamente medio-alto; muchos serán usuarios de carné de coche, usuarios de 'conmmuter' que buscan las cualidades de un GT”, explicaba José Peiró, PR Assistant de Honda Motos España. 

HONDA FORZA 125: ENTRE DOS MUNDOS...

El nuevo Honda Forza 125, que hereda el apellido de su hermano de 300 pero con el que nada tiene que ver, se carga de razones para convencer a quienes se mueven diariamente en entornos urbanos y periferias. Se trata de un Gran Turismo (GT), es decir, pensado para medias distancias y por tramos de alta velocidad, así que su carrocería es envolvente y su habitáculo para dos pasajeros, acogedor. Pero también se trata de un vehículo de vocación urbana y, de la misma forma, sus medidas son compactas y su conducción ágil. Un equilibrio entre dos mundos no siempre fácil de lograr... “El objetivo del equipo con la Forza 125 era ofrecer tanto unas excelentes prestaciones en autopista como una aceleración para ciudad líder en su categoría. Todo esto con un estilo y una clase de primera categoría”, declaraba Mr. Nagura, Director del Proyecto Forza 125. 

Y es que al scooter japonés, mires por donde lo mires, no le falta de nada. Su imagen es deportiva e inspira vanguardismo, a través de sus paneles de líneas angulosas y sus grupos ópticos con tecnología Full LED tanto en el frontal y en la zaga como en los intermitentes que están, por cierto, montados en el cuerpo de los espejos retrovisores. Todo un detalle de calidad. Su protección aerodinámica está asegurada con una generosa pantalla parabrisas que alcanza el “cum laude” gracias a la regulación en altura, una solución más propia de las motocicletas Touring pero casi inaudita en el mundo de los scooters: cómodamente, el usuario podrá ajustar con una sola mano y sin necesidad de herramientas la cúpula, en seis posiciones y con un total de 120mm de variación, para poder adaptarla a su altura y/o uso (abajo la pantalla su circulamos por ciudad; arriba si entramos en autovía). El ejercicio se puede realizar incluso en marcha aunque, para una mayor seguridad, se recomienda hacerlo en parado. 

HONDA FORZA 125: COMODIDAD Y AMPLIA CARGA

El habitáculo es confortable gracias a su amplio y bien acolchado asiento de dos alturas que permite al conductor reposar los lumbares. Por su parte, el pasajero dispone de reposapiés plegables y cómodas asas para agarrarse con seguridad. El túnel central es bastante voluminoso y dificulta en cierta medida el acceso al habitáculo, además de reducir el espacio para apoyar los pies, que cuentan con dos plataformas laterales de doble nivel, pero, en contrapartida, esta configuración típica de scooters GT habilita mucho espacio detrás, bajo el asiento, en donde encontramos una de las mayores capacidades de carga de su segmento: en el cofre de 48 litros se pueden albergar dos cascos integrales de talla XL y todavía queda hueco para más objetos. Además, Honda ha diseñado un sencillo pero práctico separador que ayuda a ordenar el compartimento interior a gusto del usuario. Tan sólo echaríamos en falta un amortiguador hidráulico para el asiento y una luz de cortesía en su interior.

La lista de soluciones funcionales para el día a día continúa con una guantera situada en la zona izquierda del interior del escudo, de grandes dimensiones y con toma de corriente de 12V en su interior ideal para recargar la batería de dispositivos móviles; el Forza también cuenta con la doble posibilidad de estacionamiento -pata lateral y caballete central-, y con un completo cuadro de instrumentos de diseño automovilístico que informa, a través de dos esferas analógicas y un pequeño display LCD retro-iluminado en medio, de toda clase de información como velocidad, revoluciones, hora, nivel de gasolina, consumo medio, consumo por tramo, cuentakilómetros parciales A y B, odómetro y temperatura del refrigerante.

Para la parte ciclo, los ingenieros han desarrollado un bastidor de acero, rígido y resistente, que genera unas dimensiones de lo más compactas de su categoría: en comparación con su principal competidor, el Yamaha X-Max 125, el Forza es 36 mm más corto y 42 mm más estrecho, cualidades que aumentan si cabe si agilidad y ligereza. Su peso, asimismo, es extraordinariamente contenido: tan sólo 159 kg en orden de marcha, 14 menos que su rival japonés, incrementan considerablemente su manejabilidad en todo tipo de situaciones gracias a que logra una óptica relación peso/potencia. La altura del asiento es de 780 mm (por 792 mm del de Iwata), así que apoyar los pies en el suelo se convierte en una acción más asequible. El Honda cuenta en la parte delantera con una horquilla telescópica de 33 mm de diámetro y con dos amortiguadores para la suspensión trasera que permiten el ajuste en la precarga del muelle en 5 posiciones. Las llantas son de fundición de aluminio, de 15 pulgadas en el caso delantero y 14'' en el trasero, calzadas por neumáticos de 120/70 y 140/70 respectivamente. Para la frenada, en la parte delantera se encarga un gran disco delantero de 256 mm, mordido por una pinza de tres pistones de accionamiento hidráulico combinado; y otro disco de 240 mm detrás, aunque en esta ocasión con pinza de simple pistón. El sistema ABS de dos vía es estándar, y su funcionamiento es eficaz y poco intrusivo.

HONDA FORZA 125: MOTOR DE 4 VÁLVULAS

Finalmente, tal y como nos tiene acostumbrados la firma asiática en sus pequeños de octavo de litro, en la parte mecánica volvemos a encontrar todo un ejercicio de suavidad, potencia, buen rendimiento y consumos reducidos. El propulsor es el conocido eSP de la casa con tecnologías de baja fricción (cilindro descentrado, radiador adosado al cárter derecho, parada al ralentí y motor de arranque sin escobillas) que también empuja en el Scoopy o el PCX, aunque en esta ocasión los ingenieros han rediseñado la culata que pasa de 2 a 4 válvulas y han aumentado la relación de compresión, unos retoques que le han servido para aumentar algo más de 2 caballos la potencia máxima, que ahora roza la mayor potencia máxima permisible para un 125cc, es decir, 15 CV, que alcanza a 8.750 rpm. El par llega a los 12 Nm a 8.250 rpm. La refrigeración es líquida y la inyección PGM-FI. Se trata de un compacto y eficiente motor (cumple la Euro4), que en un uso mixto establece consumos de combustible entorno a los 2,5 litros a los 100 km. Teniendo en cuenta que la capacidad del depósito es de 11,5 litros, la autonomía se puede alargar hasta los 450 km, un auténtico “camello” en la ciudad...

HONDA FORZA 125: PROBADO EN BARCELONA

Barcelona fue el escenario elegido por los responsables de Honda Motos España para presentar a la prensa especializada su nuevo Forza 125, que pudimos probar tanto por carreteras de extrarradio como en las atascadas calles de la ciudad condal. El nuevo Forza incluye -al igual que el PCX y el Scoopy- el sistema Idle-Stop de la casa, que detiene automáticamente el motor después de que esté al ralentí tres segundos. Su funcionamiento, que ya habíamos catado anteriormente en sus hermanos, es exquisito, fino y muy preciso, gracias al arranque por volante magnético (sin escobillas) y al sistema de giro inverso que vuelve el cigu?eñal a su posición anterior a la carrera de admisión. Basta un milimétrico giro de gas para devolver “la vida” a la moto, sin brusquedades, y reanudar la marcha tras nuestra parada en el semáforo. Si alguien declina su uso, lo puede desactivar mediante un pulsador en la piña derecha del manillar.  

Durante la prueba dinámica, llamó especialmente nuestra atención la gran estabilidad de marcha del nuevo Forza 125, que a pesar de tratarse de un scooter GT pensado para el confort, es capaz de desenvolverse tanto por carretera de curvas como en largas rectas con mucho aplomo. Lejos de los típicos flaneos del tren delantero que tanto caracterizan a este espécimen de vehículos -sobre todo a altas velocidades-, el Honda se mostró muy preciso en la trazada, sin apenas subviraje, y manteniendo el paso por curva como una de sus sorprendentes virtudes; además, gracias a su ligereza de apenas 160 kg, a la hora de salir de la curva y necesitar balancear el vehículo para afrontar la siguiente, el Forza no opone la más mínima resistencia: es ágil y manejable en cada situación. Obviamente, la ciudad se le da muy bien, gracias en parte a una contenida distancia entre ejes que lo vuelve más reactivo de lo esperado. 

El tarado de las suspensiones prima el confort debido a su suavidad y dulzura, para absorber cada irregularidad del suelo sin transmitir brusquedades al habitáculo. Las prestaciones del motor están más que adaptadas al uso en ciudad: la aceleración es suave y progresiva, “acompañada” por una casi inexistente rumorosidad y cero vibraciones; en medios regímenes, a partir de las 5.000 vueltas, el monocilíndrico aumenta su contundencia y permite adaptarse a los requerimientos metropolitanos y algún adelantamiento en vía rápida siempre y cuando no si sitúa por encima de los 80 km/h, donde pierde algo de inmediatez; la zona alta, en mi opinión, es donde este motor se vuelve brillante, muy por encima de la competencia, pues estira y estira hasta alcanzar números poco usuales en el segmento, superiores incluso a los 125 km/h, se nota la configuración nueva multiválvulas, que permite “respirar” mejor a la mecánica en altas vueltas. Aquí precisamente es donde radica y se justifica esa personalidad “conmmuter” del Forza 125, un vehículo que sin miedo puede enfrentarse cada día a los recorridos “hacia o desde” la ciudad. 

En cuanto a la posición de conducción, el Honda acoge con confort a los dos ocupantes. Para el conductor, el triángulo ergonómico no es como en otros GT que recuestan demasiado el cuerpo, en este caso la espalda va más erguida e inclinada una pizca sobre el manillar, mientras que los brazos y las piernas viajan con un ángulo natural y relajado. Esto permite un buen control del tren delantero del scooter y las maniobras entre coches o en carretera virada que requieran rapidez se realizarán con más dominio. Hemos de destacar además la ligereza en las maniobras en parado, tanto hacia delante como hacia atrás, en pendiente o en llano, el Forza se maniobra con una ligereza de la que no todos sus rivales de segmento, más pesados, pueden jactarse. Algunos puntos a mejorar son la visibilidad de los retrovisores, el mullido del asiento que a la larga comienza a castigar a las “posaderas” del conductor o la ausencia de regulación de las manetas. Por su parte, la frenada se muestra capaz y solvente, con un tacto de la maneta muy dosificable.

GT 125 de gama alta

Sin medias tintas. Honda ha demostrado su potencial de desarrollo y fabricación con un scooter GT “sin carné” de alto poder adquisitivo y un nivel de equipamiento que eleva nuevamente el techo de la categoría. Los propios responsables de la marca no lo escondían, y por varias veces durante la conferencia de prensa se refirieron al Yamaha X-Max 125 como su principal rival. Entre ambos scooters japonesas andará el juego para quienes deseen adquirir el modelo más exclusivo de cuantos se puedan comprar con la licencia convalidada. En el Honda encontramos algo más de equipamiento y soluciones funcionales que en el de Iwata, así como un motor más tecnológico tanto por prestaciones como por eficiencia. Como resumen podríamos decir que lo que más nos llamó la atención del nuevo Forza 125 ha sido su combinación de calidad en los acabados, materiales y ensamblaje, el rendimiento de su motor en la zona alta para alcanzar velocidades cercanas a los 130 km/h, su capacidad de carga, su pantalla ajustable y la estabilidad general del conjunto en marcha en cualquier situación. Honda pone en el mercado el GT 125 de gama más alta, todo un desafío para el segmento, que ya tiene un nuevo líder. 

CARATERÍSTICAS PRINCIPALES HONDA FORZA 125

-Pantalla ajustable manualmente 120mm en altura

-Luces FULL LED

-Capacidad de carga para más de dos cascos integrales

-Toma de corriente de 12V en la guantera

-ABS de dos vías

-Motor eSP de 4 válvulas con sistema Idle-Stop

-14,3 CV de potencia a 8750 rpm

-Consumo de 2,5 litros a los 100 km

-Autonomía cercana a los 450 km

-Asiento amplio y confortable para dos pasajeros

Accesorios originales Honda Forza 125

-Trasportín trasero

-Top box de 35L a juego de color

-Adornos cosméticos a juego de color

-Bolsa interior

-Kit de alarma

-Funda de moto para exteriores

-Candado en U

EQUIPAMIENTO DEL PROBADOR

Es crucial circular en moto o scooter con el equipamiento adecuado, es el primer paso para viajar protegidos y seguros. En esta prueba, nuestro periodista equipa una chaqueta de moto de la firma italiana Tucano Urbano, concretamente el modelo 4Tempi; además, ha elegido para el test los guantes AXO Gorilla (Black) y unos pantalones de kevlar Squad. Por último, el casco que protege su cabeza es de la marca X-Lite. 

Fotos de la Honda Forza 125

Fotografías por: Honda Motos España (por Francesc Montero)
 

Comentarios

  • Sé el primero en comentar

Añadir un comentario

  • * Esta información no se mostrará

Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"