Nuevo Kawasaki J300: Instinto de supervivencia 2014


Vota

0 0

Scooter o morir. No literalmente, pero algo así han debido pensar los responsables de Kawasaki justo antes de tomar una de sus decisiones más importantes en lo que va de siglo, es decir, lanzar al mercado europeo su primer scooter, el J300. Pero... ¿cuál es el verdadero escenario en el que nace este modelo? ¿De qué se percataron en Kobe? ¿Por qué un megascooter de 300cc? Busquemos respuestas...

Quiénes somos, de dónde venimos, a dónde vamos...”. Hemos recurrido al título de una canción muy sonada en la década de los '80, de los vigueses Siniestro Total, para dar comienzo a un artículo que tratará precisamente de desvelar algunas claves escondidas tras una de las entradas más mediáticas de este año en el sector de las dos ruedas. Nos referimos al J300, a la opera prima de la casa de Kobe en el segmento de los scooters. 'Quién es' , 'de dónde viene' o 'a dónde va' Kawasaki son algunas de las cuestiones que nos hemos formulado para entender un poco mejor los motivos de este nuevo modelo aprovechando, por un lado, nuestra reciente asistencia a la presentación internacional de prensa organizada por Kawasaki Europa en la costera localidad de Lagos (Portugal) y en la que hemos tenido la oportunidad de probar el nuevo J300 -a pesar de la lluvia- y, por el otro, las estadísticas 2013 publicadas hace escasos días por ANESDOR de las que hemos extraído interesantes conclusiones sobre el comportamiento del mercado de la moto y entorno al ranking de matriculaciones en nuestro país durante los últimos 12 meses, y cuya lectura nos puede orientar para encontrar esas respuestas que buscamos: ¿Por qué Kawasaki decide fabricar un scooter? ¿Por qué ahora? ¿Cuál es el escenario al que se enfrenta el J300? ¿Quiénes son sus principales rivales? ¿Por qué Kawa usa el KYMCO SuperDink como base de su nuevo modelo? ¿Cómo es el megascooter 'verde'?...

¿POR QUÉ KAWASAKI DECIDE FABRICAR UN SCOOTER?

Quizás la primera de estas preguntas sea la más fácil de aclarar. Los motivos que llevaron a Kawasaki a incluir por primera vez en su catálogo un scooter y romper son su tradición puramente 'motorista' parecen obvios, los números son más que rotundos: actualmente, la mitad de los vehículos de dos ruedas que se venden en el viejo continente son scooters -para ser más exactos, el 48%- y en un mercado tan potente como el español, por ejemplo, esta cifra aumenta hasta el 68%. Si además tenemos en cuenta que el mercado ha vuelto a sufrir un descenso en el número de matriculaciones (-6% en España respecto a 2012) pero que los scooters son los que mejor han aguantado el tipo (-3%) frente a la mayor caída de las motos de carretera (-13,5%), la decisión ya parece explicada. 

Pero hay más argumentos que garantizan la aventura verde y que dejan al descubierto la auténtica realidad en la que habitan los fabricantes: aquellas marcas con un catálogo compuesto mayoritariamente por scooters reflejan las mayores crecidas (KYMCO +7,2%, SYM +20,1%, Keeway +29,3%, BMW y sus nuevos maxiscooters +5,79%, Peugeot -0,09%); aquellas con más presencia de motocicletas en su gama (Yamaha -2,9%, Honda -10,9%) o que no han invertido lo suficiente en actualizar sus scooter (Suzuki -9,6%, Piaggio -8,5%) han vivido descensos más agudizados; y por último, quienes directamente no disponen de scooters en sus concesionarios (Ducati -17,6%, Harley-Davidson -19,8%, Triumph -15%, KTM -3,3%, ) han sido azotados con mayor violencia. 

¿Por qué hemos hecho un scooter? -explicaba Martin Lambert (KME Press Officer) durante la conferencia de prensa llevada a cabo en tierras lusas-, buscamos otras oportunidades en el futuro de Kawasaki ya que el mercado de las dos ruedas está cambiando”.

Kawasaki, con la decisión de lanzar su J300, evidentemente busca un golpe de efecto que lo deje en situación de participar en el reparto de este desproporcionado pastel y en el que otras marcas se han estado empachando durante tanto tiempo. Es cierto que Kawasaki no ha salido tan perjudicada y sus balances no son tan graves como los de otras: hay 7 marcas en nuestro país con mayores caídas que las de Kawasaki. Siguiendo con los datos de 2013 de ANESDOR vemos que en España la casa oriental ha caído por debajo de la media, con un digno -3,35%, pero tratándose de una marca histórica como es y una de las 4 grandes japonesas, seguramente la 9ª posición en la tabla general de fabricantes durante 2013 (con 2.767 unidades) no haya sido del todo satisfactoria. Como tampoco lo será el hecho -bajo nuestro punto de vista, el más agravante de todos- de que Kawasaki sólo haya logrado colocar un modelo (la Z800, 18ª con 1.051 unidades matriculadas) entre las 50 motos más vendidas de nuestro país. Una paupérrima presencia para una marca de semejante trayectoria como es la de Akashi. 

¿POR QUÉ UN MEGASCOOTER DE 300CC?

Podría parecer más lógico -puestos a fabricar un scooter- que la cilindrada elegida hubiera sido la de octavo de litro, sin duda 'la gallina de los huevos de oro' del sector gracias a la convalidación del carnet B aplicada por el Gobierno hace varios años. Sin embargo, Kawasaki optó por un cubicaje mayor, haciendo actuar su J300 en un escenario diferente. El porqué -a pesar del bombardeo de preguntas al que sometimos a los responsables de Kawasaki durante la presentación de Lagos- no nos fue facilitado. Pero podemos formular varias teorías, todas ellas complementarias: la primera es que la firma japonesa, en su afán por mantener lo más inalterada posible su imagen de marca deportiva, haya querido poner en el mercado un scooter con un nivel de prestaciones y un comportamiento dinámico que ofreciera a sus usuarios y entusiastas de la marca una experiencia lo más excitante y gratificante posible -a pesar de tratarse de un vehículo funcional- y con un 125cc, ésta se vería mermada; la segunda sería la buena salud que atraviesa actualmente el tramo de cilindrada 126-500cc, el único que ha mostrado un balance positivo durante 2013 en nuestro país con un crecimiento del 4,15% respecto al año anterior (contra el del 125cc, que ha bajado un 5,2%); el tercero -meramente especulativo- es que su socio/partner KYMCO (recordemos que el J300 nace sobre la base del SuperDink 300) le haya puesto alguna traba o condición en el acuerdo de colaboración para que Kawasaki no pusiera en el mercado un supuesto J125 que pudiera reducir las grandes ganancias de su súperventas SuperDink 125; y por último, que quizás la hoja de ruta que la firma verde se ha marcado establezca una primera fase 'sondeo' con el J300 y sobre la base de un modelo de éxito contrastado para comprobar el nivel de aceptación del mercado, y si se cumplen los objetivos, pasar a una segunda fase en la que posiblemente veríamos un modelo 125cc fabricado y desarrollado íntegramente por Kawasaki.

¿CÓMO ES EL MEGASCOOTER VERDE? LAS CLAVES.

Desde el mismo día que anunció la existencia del nuevo scooter, Kawasaki nunca ocultó ni negó su acuerdo de colaboración con KYMCO por el que su J300 consistiría básicamente en un SuperDink300 con diferentes plásticos. La casa de Kobe buscó la 'novia' más guapa del mercado: el taiwanés es el 300 más vendido en Europa y, según declaraciones de los responsables de Kawasaki, “equipa el mejor motor de la categoría”. La fiabilidad, el rendimiento y las prestaciones estaban aseguradas con la elección del contrastado SD300. Así que los diseñadores japoneses dibujaron un nuevo traje para ofrecer a su modelo una imagen más corporativa, con señas de identidad que evocaran fácilmente el estilo deportivo y característico de otras motos de la casa. Además, 'pulieron' algunos detalles a nivel de acabados para vender un producto merecedor del nombre Kawa. 

Todos y cada uno de los aspectos del nuevo J300 ya han sido pormenorizadamente explicados por nuestro probador Pere Casas hace unas semanas, durante la presentación nacional organizada por Kawasaki España en Barcelona. Sin embargo, la firma verde volvió a convocarnos -esta vez a la presentación internacional portuguesa- donde pudimos mantener un segundo contacto con el J300 para incrementar nuestra experiencia y conocimiento sobre el megascooter japonés.

A grandes rasgos, el J300 es un vehículo mejor acabado. Kawasaki ha incidido en la calidad y encontramos algunos detalles que el KYMCO no ofrece, como las estriberas plegables para el pasajero que optimizan sustancialmente su confort, la tecnología LED en la luz trasera, emblemas 3D en la carrocería o un cuadro de instrumentos y un manillar retocados y con pintura metalizada. También en Kobe ha mejorado ciertos aspectos, como una guantera con un cierre más ajustado y hermético o unas hendiduras cóncavas en las plataformas que permiten al piloto apoyar los piés en el suelo con las piernas ligeramente más cerradas y, por consiguiente, más mayor seguridad. 

Pero el que, sin duda, es el elemento que más diferencia ambos modelos es el asiento. Kawasaki ha sustituido el original por uno más mullido, en un intento de incrementar en gran medida la comodidad del conductor. Y lo ha conseguido... pero pagando un precio que, en nuestra opinión, es excesivamente alto: el nuevo asiento disminuye la capacidad de carga del hueco y si, en el SuperDink permite alojar dos cascos integrales, en el J300 tan sólo alberga uno integral y otros objetos como una carpeta tamaño A4, pero nunca un segundo casco integral. Esta modificación genera un abismo entre los dos scooters. En la balanza del japonés ha prevalecido más el confort que el almacenaje, en la del taiwanés justo lo contrario. El resto ya dependerá de las necesidades que desee cubrir cada uno de los usuarios. 

Dinámicamente los dos vehículos casi son como gotas de agua. El Kawasaki J300 hereda el motor de 299cc con refrigeración líquida de 4 tiempos de KYMCO que tantas alabanzas ha generado desde su aparición. Ofrece una potencia de 28 CV a 7.750 rpm y un par motor de 28,7 Nm a 6.250 rpm. Desde los primeros metros es un propulsor que impulsa con fuerza y progresividad, con unos bajos y medios de nota, y que estira sin mesura en altos regímenes para alcanzar velocidades máximas cercanas a los 150 km/h. Lamentablemente la buena meteorología no nos acompañó en la ruta por las costas del Algarve, así que no pudimos exprimir como hubiéramos deseado al J300, pero unos cuantos kilómetros por carreteras de curvas -aunque fuese sobre asfalto mojado- nos dejaron constancia de que este es un modelo tremendamente equilibrado: es estable en cualquier situación y pese a su corpulencia es ágil y maniobrable; las suspensiones son de tarado firme y ligeramente duras y, a excepción de ciertos flaneos en el paso por curvas a buen ritmo, generan aplomo y precisión en la dirección. En marcha, tan sólo no nos gustó un aspecto de cierta importancia sobre todo para los conductores más altos: la pantalla parabrisas ha sido rebajada, y a velocidades por encima de los 100 km/h, los hombros y la cabeza sufrirán un incómodo impacto del viento. Se puede resolver con la cúpula de mayores dimensiones disponible en los accesorios opcionales ofertados por Kawasaki.  

HIGHLIGHTS KAWASAKI J300

-Garantía de 4 años a cargo de Kawasaki España

-Motor de 299 cm3 con refrigeración líquida, de 4 tiempos

-Potencia máxima 28 CV a 7.750 rpm

-Par motor 28,7 Nm a 6.250 rpm

-Suave transmisión CVT

-Rueda delantera de 14 pulgadas y trasera de 13

-Disponibles modelos con y sin ABS

-Espacio de almacenamiento debajo del asiento: espacio suficiente para guardar un casco integral y un maletín tamaño A4

-Práctica guantera con toma de 12 V

-El asiento ergonómico y de acolchado grueso

-El diseño del faro incluye 3 luces de posición con bombillas LED integradas en el borde exterior de las unidades de faros.

-El colín definido

-Muchas partes no esenciales (como los soportes del reposapiés del pasajero, el basculante, la unidad de amortiguación y muelle traseros) se han pintado de negro

-Los instrumentos están compuestos por un velocímetro y un tacómetro analógicos que flanquean un panel LCD multifunción.

-Entre las funciones del panel LCD se incluyen: odómetro, cuentakilómetros parcial doble, indicador de modo de servicio, reloj, indicador de combustible, indicador de temperatura del refrigerante y símbolo de advertencia del motor.

-Depósito de combustible de 13 litros ubicado en la parte inferior para mantener bajo el centro de gravedad.

-La suspensión delantera está compuesta por una horquilla telescópica de 37 mm.

-Los amortiguadores traseros son de precarga ajustable, con cinco ajustes para elegir.

-En la parte delantera se encuentra un disco lobulado de 260 mm sobre el que actúa una pinza de dos pistones.

-El freno trasero se compone de un disco lobulado de 240 mm y una pinza de dos pistones.

-Los neumáticos son los siguientes: Delantero 120/80-14 M/C 58S; Trasero 150/70-13 M/C 64S

-Las manetas de freno izquierda y derecha son ajustables, con cuatro ajustes para adaptarlas al tamaño de la mano

-Dentro del compartimiento de almacenamiento situado bajo el asiento, hay una práctica luz LED que se enciende automáticamente.

-Colores: Metallic Anthracite Black (negro), Metasatin Silver (plateado) y Metallic Flat Anthracite Black (negro) / Candy Flat Blazed Green (verde).

Rivales: Honda Forza 300, KYMCO SuperDink300, SYM Joymax 300

Fotos de la Kawasaki J300 de 2014

Fotografías por: Kawasaki Europe
 

Comentarios

  • Sé el primero en comentar

Añadir un comentario

  • * Esta información no se mostrará

Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Motofan utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"